24 feb. 2015

Adiós "Tata" Guerra

El percusionista y compositor cubano Luis Tata Guerra murió este martes en Venezuela, a los 81 años de edad.

Guerra estaba ingresado en un hospital de Caracas desde el 18 de febrero por su "delicado estado de salud".

Tata Guerra nació el 9 de junio de 1934 en Guanabacoa, La Habana. En 1956 emprendió un viaje a Colombia con la orquesta Cuban Swing y permaneció en ese país por cuatro años.

En 1960 llegó a Venezuela, donde tocó con grupos como Los Melódicos, la orquesta de Porfi Jiménez y Aldemaro Romero. Además acompañó en la percusión en Caracas a Tito Rodríguez, Miguelito Valdés, Rolando Laserie, Daniel Santos, Olga Guillot, Rubén Blades, Paco de Lucía, Tito Puente y muchos otros.

Además, fue miembro de la Orquesta de Venezolana de Televisión, durante 23 años, de 1965 a 1991.
Sus composiciones han sonado en República Dominicana, España, Cuba, Puerto Rico, Colombia y Venezuela.

Antes de morir se desempeñaba como conductor del programa Raíces Caribeñas, transmitido por el canal de televisión de la Asamblea Nacional Venezolana.

Recordamos a Tata en una entrevista realizada el año 2006 por el portal Herencia Latina:

Tata Guerra, Fidias Danilo Escalona y Tito Puente


Por© Alfredo Churión D.
Especial Para Herencia Latina
Maracay -Venezuela

Por  primera  vez hace su aparición en nuestras páginas  de Herencia Latina  el carismático músico, compositor y ahora hombre de televisión Luis “Tata” Guerra. Como siempre, conversar con él es una verdadera delicia. Siempre con una sonrisa y un chiste a flor de labios se dispone, en esta ocasión, a rememorar algunas de las cosas olvidadas en la primera entrevista y a contarnos algo de su actualidad.

Como todos sabemos, “Tata” debe ser poseedor de un Récord Guinness no oficializado como el músico que ha acompañado- en vivo y en grabaciones-  a un mayor número de intérpretes: desde Daniel Santos y Leo Marini hasta Las Cuatro Monedas, Los Darts y Pekos Kanvas, pasando por leyendas como Germán Fernando, Kiko Mendive, Juan Legido y Estelita del Llano.

Sus innumerables composiciones han sido además grabadas por artistas de la categoría de Celia Cruz, Oscar D’ León, Mon Rivera, Tito Rodríguez, Barbarito Diez, Larry Harlow, Pete “Conde” Rodríguez, Mongo Santamaría, Johnny Pacheco, Cheo Feliciano, El Gran Combo, Rolando La Serie, Dimensión Latina, El Clan de Víctor, Chico Salas, Arabella, Culebra Iriarte, Canelita Medina, Federico y su Combo, Kiko Mendive, Los Melódicos, Los Hermanos Rodríguez,  Lucho Macedo, el Pavo Frank, Sonero Clásico, Sonora Matancera, Tania, Tony Monserrat, Tulio Enrique León y Víctor Piñero entre muchos otros.

Sale de su Cuba natal ―en donde ya había tocado en cabarets y con la Orquesta Almendra― en el año 1956 con rumbo a Colombia. Allí se integra a la Orquesta del Hotel del Caribe, en Cartagena,  con la que permanece durante cuatro años. La orquesta es contratada en 1960 para actuar en el Circulo Militar de la Ciudad de San Cristóbal. Pero en ese año se disuelve y cada uno de los músicos toma su camino. Nuestro artista se viene a la capital junto al cantante “Chiqui” Tamayo y al poco tiempo ya podemos encontrarlo en las filas de las orquestas de Pedro J. Belisario y de Víctor Piñero y sus Caribes. Así prácticamente comienza una relación de amor y trabajo con Venezuela que ya se acerca a los cincuenta años.


“En la actualidad estás haciendo televisión “Tata” ¿Cómo es esa experiencia para ti?”
“ Ya es fácil, pero el primer día fue difícil. Ese fue un proyecto que vino porque el Presidente el Canal de la Asamblea Nacional me conoce desde hace mucho tiempo.  Y siempre me decía que viniera a hacer un programa en el canal. Así que al igual que a Compay Segundo... ¡Me descubrieron! Menos mal que no a los 94 años como a él, sino a los 72”

El programa que produce y anima “Tata” se llama “Raíces Caribeñas” y busca el rescate de valores de la música afrocaribeña. Al músico se le dificultó al principio la comunicación con los entrevistados –generalmente tamboreros de diferentes regiones del país-, pero poco a poco se ha ido acostumbrando. Y es más: en cada una de estas expediciones consigue mayores afinidades y similitudes entre nuestra percusión, la cubana y la africana.
Ya lleva doce programas realizados y su contrato se vence en diciembre; sin embargo, considera que lo más seguro es que sigan, porque falta aun  conocer la percusión de muchas regiones. Ha visto a través de estos viajes a gran cantidad de intérpretes que lo han dejado asombrado. Y recuerda con especial admiración a un señor de 94 años en Birongo con quien tuvo la oportunidad de tocar.

“¿Significa esto que tu actividad profesional se ha parado un poco por el programa?”
“Me quita un poco de tiempo hasta para componer. Hace media hora hablaba con Zervigon, el director de la Orquesta Broadway, quienes me acaban de grabar un tema en su más reciente CD y me pidió algo de material para su próximo disco”

“Tu que has tocado y grabado con tanta gente ¿Tienes a alguien con quien estés haciendo un disco?”
“Pues mira: acabo de terminar de grabar con Rosa Virginia Chacín un nuevo disco y ahora comienzo con Luis Cruz quien acaba de reagrupar a Los Naipes con una nueva voz femenina. Una muchacha de Valencia. Esto es una primicia para ti”

“¿Cómo ves tú el fenómeno de que a pesar de que la piratería ha matado a la industria disquera cada día se graba más y cada día hay más estudios de grabación?”
“Yo creo que muchos artistas se han dado cuenta de que si les queman el disco se hacen populares también porque todo el mundo lo tiene, aunque no cobres nada por regalías. Lo bueno al final es que te lo pasen por radio a cada rato y se pegue. Aunque a mi no me gusta nada eso de la payola”

“¡Ajá! Has tocado un tema bien importante. Háblame de eso”
“Chico: yo nunca he estado de acuerdo. Sé que existe, pero hace años tu pegabas un disco sin ella. ¿Porqué tu le vas a pagar al dueño o al musicalizador de una emisora de radio si son ellos los que deberían de pagarle a los músicos o a los cantantes, porque ellos están viviendo de nosotros? La Asociación de Músicos – que está moribunda- debería tomar cartas en el asunto junto al Gobierno.

Yo tengo una denuncia porque hoy en día se utiliza mucha música de fuera para las cuñas comerciales: Nat “King” Cole, Manzanero, Hector Lavoe, Willie Colón y muchos más. Y eso está completamente prohibido. SACVEN tampoco toma cartas en el asunto”

“¿Que opinas del reggetón?”
“Cuando yo escucho el reggetón/ se me para el corazón/ porque lo mío es rumba y son. Esos son cosas que pasan y no dicen nada, aunque tengan su validez porque todos los días hay que inventar algo nuevo. Es un ritmo que se ha pegado, aunque no creo que dure mucho, porque tiene similitud con ritmos del Caribe Británico como la soca, etc.”

“Debes de tener miles de anécdotas. ¿Por qué no me cuentas algunas?”
“ Mira, la verdad es que cuesta recordarlas cuando te lo piden. Pero así por encima, recuerdo una vez que tocando con los Hermanos Rodríguez en las Islas Canarias estábamos tomando unas copas de vino. Yo no tomo, pero me puse sabrosón  y cuando estábamos tocando me han entrado unas ganas de orinar que tuve que decirle al trío que tocaran “Caballo Viejo” para correr al baño, porque si no, hubiera puesto la gran... ¡orinada!
Y de verdad que yo no tomo. Pero un día me tomé como diez cervezas y llegué a mi casa armando un zaperoco. Pero después me di cuenta de que las cervezas que me había tomado no tenían alcohol.
Pero la mejor sucedió cuando todavía estaba en Colombia. En el grupo en el que tocaba, al bajista y al pianista le daban ataques de epilepsia de vez en cuando. Y un día que estábamos tocando “Cañonazo” le dio el ataque a los dos a la vez. ¡Y el público aplaudía y rugía porque creía que eso era parte del show”

"Tú eres un músico sano “Tata”. ¿Cómo has hecho para mantenerte alejado de todos esos vicios viviendo en ese mundo durante tantos años?”
“Esa pregunta me la han hecho siempre. Uno de los primeros consejos que le escuché a mi papá fue el de mantenerme alejado de todo lo que fuese droga. Y siempre le hice caso. Y cada vez que me han ofrecido algo les digo que yo nací con mi nota natural. Tengo mi swing  natural y no necesito nada de eso ni para tocar ni para componer. Y eso se lo recomiendo a todos los jóvenes. No hace falta ni droga ni licor para tocar ni para componer”

“¿Tienes canciones nuevas en la actualidad?”
“¡Tengo muchas! Tengo cinco para la Orquesta Broadway y una que compuse hace tiempo para Oscar de León que se llama “El Cabillazo de Benny Moré” - (Nota: basada en una célebre anécdota del Benny quien propinó un cabillazo al empresario artístico Max Pérez por incumplimiento de pago) – y hay otra dedicada a las mujeres venezolanas que dice que “en Venezuela, hasta las malas están buenas”. Todos los días estoy inspirado”.

Aparte de eso tiene varios números guardados para Gilberto Santa Rosa; algo relacionado con la recuperación del danzón y la creación de un nuevo ritmo cuyo nombre no quiere dar por ahora. Y no deja de manifestar su admiración por percusionistas como los “Nenes” Quintero y Pacheco; “Mandingo” Rengifo, Pibo Márquez, Luisito Quintero y Orlando Poleo.

Y manifiesta además, continuar dispuesto cada día a superar su propio y particular récord Guiness porque “He acompañado y grabado con todo el mundo... ¡Y los que me faltan!”

Edición de octubre de 2006

Comments (0)